«Quieren meter la gente de YPF a hacer las tareas nuestras, para que las empresas locales desaparezcan»

0
268

El titular del Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa, Guillermo Pereyra, encabezó este miércoles por la mañana una multitudinaria asamblea de trabajadores junto al secretario administrativo de la organización sindical, Marcelo Rucci, integrantes de la comisión directiva y la intendente local, Norma Sepúlveda.

El encuentro, que se realizó en la zona de Desfiladero Bayo, tuvo como eje de discusión los despidos en la actividad hidrocarburífera.

Pereyra aseguró que “no se trata de una medida de fuerza contra el gobierno nacional”, a quien una vez más ratificó todo el apoyo para que tenga una gran gestión, sino contra las empresas que, aseguró, “ponen de rehenes a los trabajadores”.

“Hay medios nacionales que dicen que va a ser el primer paro general que va a tener el gobierno de Alberto Fernández, nosotros no estamos en contra del gobierno, nosotros acompañamos y seguimos acompañando al gobierno nacional”, manifestó Pereyra.

“Las empresas nos quieren tirar este fardo para tenernos desubicados. Señores de las empresas ustedes son responsables de los despidos y suspensiones, si quieren tener a los trabajadores de rehenes para arreglar sus problemas se equivocaron porque estamos organizados y vamos a hacer lo que tengamos que hacer para revertir esta situación”, afirmó el líder sindical.

También manifestó que están en riesgo el trabajo de las pymes y de las empresas neuquinas ya que, según detalló, hay una maniobra para que las empresas cercanas a YPF mantengan el control de todas las operaciones.

“Nosotros nos vamos a oponer a este tipo de maniobra, porque nos quieren meter la gente propia de YPF a hacer las tareas nuestras, para que las empresas locales desaparezcan del mapa y manejar la actividad a gusto y placer de ellos, con los trabajadores en la calle”, destacó Pereyra.

En ese sentido, confirmó que van a continuar con las asambleas en todos los yacimientos donde tiene injerencia la organización sindical. “El próximo jueves 23 enero a las 11 de la mañana estamos convocando a una gran movilización a Neuquén capital donde vamos a llegar con 25 mil a 30 mil trabajadores defendiendo los puestos laborables”, adelantó.

Por su parte, el secretario administrativo de petrolero, Marcelo Rucci, manifestó su preocupación, ya que consideró que “no solamente son los 600 telegramas de despidos que emitieron, ni las 1200 suspensiones de compañeros que hoy están en sus casas, sino que vienen por todos nosotros, entonces debemos estar preocupados todos y ser solidarios todos ante esta situación”

“Hemos hechos todos los esfuerzos, impulsamos una conciliación obligatoria voluntaria para darle tiempo al gobierno que nombre a su gabinete, nos han convocado a una reunión para el viernes, pero de las empresas no hemos recibido nada, ninguna novedad”, manifestó Rucci.

Deja un comentario