11 de agosto, es el Día del Nutricionista

0
76

En los últimos años, la figura del profesional en Nutrición ha cobrado vital importancia en la Salud Pública mediante acciones de prevención, atención y recuperación. Para celebrar el día, desde el Comité de Alimentación Saludable Provincial (CASP) se organizó un encuentro con distintos profesionales de la provincia.

En el marco del día del Nutricionista que se celebra todos los 11 de agosto y en el contexto de la emergencia sanitaria por Covid-19, el Comité de Alimentación Saludable Provincial (CASP) del ministerio de Salud realizó esta tarde un encuentro virtual de Nutrición y Salud Pública denominado “Celebrando el Día del Nutricionista – 50 Años del Plan de Salud Neuquén”.

Desde 1974, en todo el territorio nacional y en Latinoamérica, se festeja este día en homenaje al nacimiento del profesor y doctor Pedro Escudero, a quien se considera el padre de la Nutrición. Nacido en Argentina, Escudero fundó en la década del ’30 el Instituto Municipal de la Nutrición, actualmente Escuela de Nutrición de la Universidad de Buenos Aires.

Actualmente, son 70 los profesionales que se desempeñan de manera comprometida en las áreas de nutrición de los establecimientos públicos. Es importante resaltar que dentro de los ejes estratégicos del Plan Provincial de Salud 2019-2023 se incluye la promoción de hábitos como la alimentación saludable, con el objeto de mejorar la calidad de vida de los neuquinos y neuquinas. El fin es generar políticas públicas, reconociendo que para construir salud individual y colectiva, es importante involucrar a cada área de gobierno, tanto desde el sector público como el privado.

Durante el encuentro virtual se describió el campo de acción de las áreas de nutrición en los 50 años del Sistema de Salud del Neuquén; se escucharon distintas ponencias que promovieron el debate, así como también se expresaron recomendaciones y sugerencias con el fin de continuar fortaleciendo y estimulando la interacción, el trabajo y la producción de conocimiento en Salud Pública.

Cabe recordar que el CASP funciona desde 2018 con el propósito de asesorar a las autoridades sanitarias sobre las acciones y políticas intersectoriales en todo lo relacionado con la alimentación, priorizando lo destinado a la prevención y el control del sobrepeso y la obesidad. Asimismo, plantea la necesidad de que toda la comunidad sea consciente de que es importante cambiar la forma de comer, aprender a entender las etiquetas nutricionales, impulsar la disponibilidad de alimentos más sanos en nuestro trabajo y en la comunidad y realizar actividad física.

El rol de los nutricionistas

El coordinador del CASP y referente de nutrición de la cartera sanitaria, Samuel García, explicó cuáles son las áreas y funciones que desarrollan los profesionales dentro de los establecimientos de salud.

“El nutricionista es un profesional de la salud que se desempeña en todos los niveles del Sistema, con la finalidad de contribuir a la atención nutricional de todos los grupos etarios de la población sana y de los grupos de riesgo”, manifestó García. La formación de estos agentes se basa en conocimientos en la atención nutricional, educación alimentaria, intervención comunitaria participativa, planificación, organización, control y evaluación de servicios de alimentación y programas de salud; y sus principales funciones son promover estilos de vida saludables en el contexto de la salud familiar, evaluar acciones individuales y colectivas de mejoramiento alimentario nutricional y aplicar herramientas de gestión en los diferentes ámbitos de su quehacer profesional.

En relación con los ámbitos en los que se desempeñan, el referente destacó que son tres: el Clínico-Asistencial, el Comunitario-Área Programa y el de Administración de Servicios de Alimentación.

En el primero, el clínico-asistencial, se ocupan del tratamiento, recuperación y rehabilitación de la salud de los usuarios en las distintas etapas del ciclo vital en los centros hospitalarios de baja, mediana y alta complejidad. “En este ámbito evaluamos, diagnosticamos, intervenimos, monitoreamos y controlamos el estado alimentario nutricional de las personas, y realizamos acciones de educación con ellos y su grupo familiar”, explicó García.

Focalizar las acciones en la protección de la salud a nivel poblacional corresponde al ámbito comunitario y al área programa. “Acá englobamos todas las actividades relacionadas con la salud y la enfermedad, se tiene en cuenta el estado sanitario y ecológico del ambiente y los determinantes sociales del territorio”, detalló el referente.

A su vez, García destacó que se hace prevención y promoción de la salud de las personas, a nivel individual y colectivo, bajo los enfoques de salud familiar y comunitaria, en centros de atención primaria en salud, instituciones educacionales y de desarrollo, y organizaciones comunitarias. En esta instancia se administran programas alimentarios de atención primaria de la salud, registros y estadísticas de acciones; y se coordinan equipos de trabajo.

Por último, en el ámbito de la Administración de Servicios de Alimentación, el rol del nutricionista es la gestión integral para poder ofrecer una alimentación equilibrada, variada, inocua, de costo razonable en servicios de alimentación de instituciones de alta, mediana y baja complejidad, con recursos externos o propios, dirigida a los usuarios de distintos grupos etarios.

A modo de conclusión, cabe destacar que la nutrición es una de las claves para lograr una sociedad más saludable, ya que cumple un rol central, entre otras cosas, para la prevención de enfermedades crónicas no transmisibles. Estos profesionales son los encargados de brindar atención nutricional a individuos sanos, en riesgo o enfermos; administrar servicios y programas de alimentación y nutrición; proponer, innovar; y desempeñar de manera multidisciplinaria acciones para responder con calidad y compromiso a las necesidades sociales de alimentación y nutrición en la actualidad y en el futuro.

Deja un comentario